viernes, 7 de diciembre de 2012

Las flores de los viernes y el regreso de la bestia

Estas flores vienen del pueblo de mi madre. Concretamente, de las plantas de su patio. La última flor de hortensia y una amarilys que, aunque no tenía un aspecto muy bueno cuando llegó a casa, me sorprendió por su color.



****************************

Y ahora, por petición popular y en contra de mi voluntad, les mostraré a 'la bestia'. Sí, ese mueble de segunda mano que me compré y del que hablé y describí en la entrada anterior (aquí).



Está desmontado. En la parte superior le falta un trozo de mármol que voy a sustituir por pequeñas teselas que combinen con los colores de la cocina. La parte inferior, ese faldón sobre el que se apoya, ya no lo tiene. Ayer empecé con la restauración y estaba tan destrozado que tuvimos que quitarlo. Lo sustituiré por unas patas.

La balda de aglomerado la sustituiré por una de DM (estoy sumando y me parece que no fue un chollo). Uhmm! Menos mal que en casa tengo restos de madera, pinturas y hasta unas bisagras nuevas.


Y esta es la parte más impactante. Los tiradores se rompieron en cuanto tiré un poco fuerte de ellos. El metal o sucedáneo no debía ser muy bueno porque mis biceps no están especialmente desarrollados. Pero la joya de la corona es esa pieza de metal que enmarca algo que parece de porcelana en la que se representa una escena bucólica de una pareja en el campo. La porcelana es una chapa metálica debajo de la cual hay ¡un trozo de goma espuma!



En las dos gavetas, la historia se repite. Pero aquí el tirador se hizo trozos más rápidamente. La moldura no es de madera, es de resina. 
Pero hay que verlo con los ojos que lo veo yo. Ahora mismo, las puertas y las gavetas, tras lijarlas, están pintadas con una imprimación acrílica. Mañana lijaré el resto del mueble y pasará por el mismo proceso. Y, entonces, empezará lo divertido. El fondo lo pintaré del mismo color de la pared: un turquesa muy claro. Sólo me queda decidir el color de las molduras (algo discreto tipo blanco roto -como los muebles de la cocina) o algo escandaloso (rojo-naranja-coral). Comprar las patas. Elegir los tiradores y las teselas. Ver qué hago en el interior: ¿pinto? ¿cubro con papel? Y en esta parte tu ayuda será inestimable. ¿Qué me sugieres?

¡Feliz fin de semana con flores y sin pesadillas con mi bestia!

10 comentarios:

  1. ¡Hola Chari! ¡Gracias por las flores preciosas que nos regalaste hoy!
    ¡A mi juego me invitaste! Con lo que a mí me gustan estas cosas...
    Te mando besos y pronto te paso ideas, ¿sí?

    ResponderEliminar
  2. Chari gracias por un viernes con flores...que suerte que aun sobrevivan esas flores ten bonitas.... vivís en un lugar privilegiado...
    En cuanto al mueble...un montón de trabajo por delante...y es difícil darte ideas sin ver la cocina...pero yo me decantaría por integrarla en con los muebles de la cocina...y no me gustan las molduras en colores fuertes...
    por dentro puedes optar pon un papel bonito...
    y en vez de teselas... podías poner un trocito como la encimera de la cocina...
    pero tu eres más experta en decoración que yo y seguro que lo que hagas quedará bien...aprovecha el fin de semana...
    un abrazo

    ResponderEliminar
  3. Ese mueble, que aparentemente parece una basura, en una buenas manos como las tuyas saldrá rejuvenecido y hecho un primor, me encanta ese tipo de muebles que hoy los jóvenes no saben apreciar. Quiero verlo restaurado.

    Saludos

    ResponderEliminar
  4. ¡¡Hola Chari!! Gracias por las flores, están preciosas, ese patio tan bonito, me imagino cómo estará florecido, precioso con esas manos que tienen para las plantas madre e hija.
    El mueble, al principio decepciona, como todos en esa situación. Pero ya veras, después del proceso de run-run, unos cuantos intentor de inicio, tu creatividad y tus manos, de ahí sale una joya, estoy segura. Besos (Y dale uno a Espe de mi parte, conla marcha que lleva seguro que no la veo)

    ResponderEliminar
  5. Hola guapetona, te cuento lo que haría yo: pondría la moldura en color coral, que me fascina, te apoyo en el tema de las teselas, entre las cuales incluiría alguna, pero no todas ni siquiera muchas, también color coral, y si vas a poner algo sobre ellas, o muy cerca, que estuviera coordinado. No sé, si tienes una cocina discreta y clarita, un toque de color en un mueble claro para mi gusto queda estupendo. Ya nos contarás!!!
    Ah,y yo no lo forraría de papel a no ser que fuera vinílico, y claro, ya te sale "la torta un pan", porque en la cocina...
    Espero ansiosa noticias

    ResponderEliminar
  6. Muy bien Chari! así se hace, así todas opinamos y te confundimos mas :)
    Me gustó la idea de las molduras rojas, yo soy muy conservadora con los colores y nunca se me hubiese ocurrido mezclar turquesa (clarito) o aqua con rojo, pero lo empecé a ver y me gusta mucho cómo queda y le pondría a la puerta unos tiradores de cerámica redonditos, rojos también. Me gusta la idea de sumar a la cocina un mueble que combine pero que se note que es distinto, que sea protagonista él también. En cuanto al interior, creo que lo empapelaría, simplifica mucho y tapa imperfecciones.
    Espero ver los avances...
    Besito grandote y muy buen finde!!!

    ResponderEliminar
  7. Tu bestia es una joya! En cuanto a si lo pintas o lo empapelas te diré que yo lo pintaría para higienizarlo sin problemas
    Besoss

    ResponderEliminar
  8. Unas flkores preciosas y ese mueble seguro que despues de pasar por tus manos queda maravilloso.
    Besitos guapa

    ResponderEliminar
  9. La verdad es que yo no sabría cómo sacarle provecho al mueble. Hay que saber y tener manos para ello. Te leo y veo que se te da de maravilla. Estoy segura de que al final conseguirás hacer una auténtica obra de arte con el mueble.
    Besos y feliz semana.

    ResponderEliminar

Si te apetece comentar algo, hazlo aquí. Gracias